Seguramente, es una de las preguntas que te hagas a la hora de plantearte la elección de un fondo de inversión y de una gestora que te ayude a obtener la máxima rentabilidad de tus ahorros. En este artículo queremos explicarte cómo es el proceso de inversión de santalucía ASSET MANAGEMENT y así podrás entender más aspectos de nuestra propuesta de valor y porqué somos una de las principales gestoras de inversión españolas.

Generamos ideas

Es fundamental generar ideas que ayuden tanto para detectar cuáles son los mejores fondos de inversión como para ayudar en el proceso de inversión, para construir un fondo. Para ello, establecemos filtros cuantitativos -como, por ejemplo, el crecimiento de los ingresos o el EBITDA-; nos ponemos en contacto con compañías y las conocemos al detalle y analizamos y utilizamos la información publicada por los medios de comunicación. Además, analizamos informes que pueden aportar información relevante y, en paralelo, hacemos un permanente seguimiento al resto de las gestoras de fondos e inversiones para evaluar sus estrategias, composición de carteras, informes, etc.

Análisis cualitativo

 En este punto, buscamos empresas que generen valor en el largo plazo. En santalucía Asset Management creemos que la creación de valor tiene dos dimensiones. Por un lado, el beneficio económico que puede generar la compañía y, por otro, el tiempo en el que es sostenible que tenga rendimientos anormalmente superiores.

Y es que, la creación de valor de una empresa viene determinada por la industria en la que compite y por los aspectos propios de la empresa, que nuestro equipo gestor analiza rigurosamente, desgranando o el sector en el que opera la empresa, así como a la propia compañía, para realizar un profundo análisis de su actividad, rentabilidad, crecimiento, liquidez y solvencia. Todo ello, acompañado de un permanente contacto con las empresas, incluyendo visitas a las instalaciones y reuniones con el equipo directivo.

Valoración

En esta etapa del proceso de inversión, el principal objetivo es encontrar el valor intrínseco de una compañía en la que se está estudiando invertir. A través de un Enfoque Value, analizamos el valor de crecimiento, el multiplicador del beneficio y el coste de reproducción de activos.

A partir de este punto se pueden dar distintas situaciones:

  1. Valor reproducción de activos > Valor Multiplicador beneficios
    Esta situación puede suceder cuando hay un exceso de capacidad en la industria y el valor aparece cuando la industria vaya equilibrándose o en caso de que el equipo gestor haya realizado un mal trabajo. Por ello, para valorar la compañía se utilizará el multiplicador de beneficios.
  2. Valor reproducción activos ≈ al valor calculado con el Multiplicador de beneficios
    Esto puede suceder cuando el equipo gestor es medio o si la empresa no cuenta con ventajas competitivas. En esta situación, también se utilizará el multiplicador de beneficios para valorar la compañía.
  3. Valor reproducción de activos < Valor Multiplicador beneficios
    Puede ocurrir si el equipo gestor es sobresaliente o si existe una ventaja competitiva. El valor tenderá a disminuir o si existe una ventaja competitiva. En el caso de que exista una ventaja competitiva consideraremos a la hora de valorar el margen que nos proporciona el crecimiento rentable.

En las tres situaciones anteriores se comprarán acciones cuando el precio de mercado sea inferior al valor estimado de la empresa. Además, el equipo de santalucía Asset Management analiza:

  • Discounted cash flow: viendo qué tasa de descuento y de crecimiento asigna el mercado a la compañía.
  • Residual income model: si el RoE > CoE buscamos ver qué tasa de crecimiento de los beneficios está asignando el mercado a la compañía.
  • Leverage buy out model: analizamos cuánto pagaría un Private Equity por la compañía.
  • Private market transactions: identificar el precio que se están pagando por activos.

Inicio de posición y mantenimiento

En el último eje de nuestro proceso de inversión abordamos el inicio de posición y el mantenimiento. Por un lado, en el inicio de posición es indispensable haber hablado con la compañía; no se persigue el precio. Hay que tener paciencia en la ejecución y no sobrepasar un 3%-5% por posición. Por otro, en el mantenimiento revisamos los requisitos de compra, la tesis constante y, trimestralmente, los modelos.

Todos estos pasos configuran nuestro proceso de inversión, sobre el cual se asienta el principal objetivo de nuestra gestora de inversión: generar rentabilidades consistentes en el largo plazo con riesgo controlado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *